Los piojos constituyen un problema sanitario que no depende de la clase social que tenga el niño y que abruma a muchas de las madres que tenemos hijos en los colegios y que en cualquier época del año hemos de sufrir estas pequeñas «plagas».

piojos-resistentes

¿Qué son los piojos?

Los piojos son pequeños insectos de 2-3 mm de longitud, con fuertes patas para trepar por el pelo pero sin capacidad de saltar. Sólo viven en los humanos, en el pelo cerca del cuero cabelludo y se alimenta de sangre (el picor lo produce al morder). Su ciclo de vida es de 30 días, en la forma de liendre, está entre 2 y 7 días, como ninfa otros 10 días y de adulto son el resto.

El periodo de incubación tarda entre 2- 9 días en alcanzar la mayoría de edad. Las hembras ponen huevos (liendres), que se sujetan a un pelo como si de un «pegamento» se tratara. La liendre tiene forma ovalada de color blanco que se distingue de la caspa porque está muy agarrada y sujeta al pelo a 2-3 cm del cuero cabelludo. De estos huevos sale el piojo que pronto se hará adulto y comenzará a picar y a poner más huevos.

¿Cómo se contagian los piojos?

Los piojos se propagan por el contacto entre las cabezas, cuando juegan juntos y es más fácil que suceda entre las niñas. El traslado lo hacen caminando, ya que como hemos dicho no saben no volar ni saltar.

Para evitar estos contagios es recomendable:

  • Revisar las cabezas de nuestros peques, principalmente detrás de las orejas y en la nuca.
  • También deberíamos limpiar los peines y cepillos con frecuencia con agua muy caliente o un poquito de vinagre.
  • Debemos recomendar a los niños que no intercambien peines, gorros, gomas, horquillas…
  • Revise a todos los miembros de la familia por lo menos una vez por semana.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas de los piojos de la cabeza abarcan desde picor intenso en el cuero cabelludo, motitas como caspa cerca de la raíz de cada cabello y que difícilmente se pueden quitar.

¿Cómo se pueden detectar los piojos?

Para poder detectarlos, podemos usar guantes desechables y examine la cabeza de la persona bajo una luz brillante. La luz del sol o las luces más brillantes de la casa durante las horas del día pueden valer. El uso de una lupa también puede ayudar. Aparte el cabello hacia abajo hasta el cuero cabelludo en secciones muy pequeñas, buscando tanto los piojos que se mueven como los huevos (liendres). Revise toda la cabeza de esta manera, observando con detenimiento alrededor de la parte superior del cuello y en las orejas, que son los lugares más comunes para encontrar los huevos.

El tratamiento se recomienda incluso si sólo se encuentra una liendre.


En el próximo artículo, veremos como tratarlos y como prevenirlos para poder eliminarlos definitivamente.


Photo credit: SAN_DRINO / Foter / CC BY

 

Tags: , , ,